mi rincón

General

Antes de...

Escrito por kori 19-12-2007 en General. Comentarios (1)

                                          http://kori.blogspot.es/img/1 

Antes de hablar, escuchemos.

Antes de escribir, pensemos.

Antes de gastar, ganemos.

Antes de invertir, investiguemos.

Antes de criticar, esperemos.

Antes de orar, perdonemos.

Antes de rendirnos, intentémoslo.

Antes de jubilarnos, ahorremos.

Antes de morir, demos.

Árbol de Navidad

Escrito por kori 14-12-2007 en General. Comentarios (1)
Ríe
Ama
Sonríe
Relájate
Perdona
Pide ayuda
Haz un favor
Delega tareas
Expresa lo tuyo
Rompe la rutina
Apoya al necesitado
  Sal a correr
Pinta un cuadro Sonríe a tus hijos
Permítete brillar Mira fotos viejas
Lee un buen libro Canta en la ducha
Escucha a un amigo Acepta un cumplido
Ayuda a un anciano Cumple tus promesas
 Termina un proyecto deseado
Sé niño otra vez Escucha la naturaleza
Muestra tu felicidad Escribe en un diario
Trátate como un amigo Ama a los animales
Haz un álbum familiar Daté un baño prolongado
Por hoy no te preocupes Deja que alguien te ayude
Mira una flor con atención Pierde un poco de tiempo
Apaga el televisor y hablaEscucha tu música preferida
 Aprende aquello que siempre deseaste
Llama a tus amigos por teléfono
Haz un pequeño cambio en tu vida
Haz una lista de las cosas que haces bien Disfruta la soledad, escucha el silencio
Cierra los ojos e imagina el mar Haz que alguien se sienta bien
Di a las personas amadas cuánto las quieres
Da un nombre a una estrella
Sabes que no estás solo
Piensa en lo que tienes
Planifica un viaje
Respira hondo
Hazte un regalo
Cultiva la amistad 
Enamórate cada día


Vamos a conocernos

Escrito por kori 10-12-2007 en General. Comentarios (0)

http://kori.blogspot.es/img/pala. 

Vamos a conocernos.. . Vamos a hablar para también confiar o... vamos a aclarar nuestras dudas, aceptarnos como somos.
 
Vamos a compartir para poder aprender, vamos a reír, y si es necesario, a  llorar, vamos a ser discretos y cultos para que perdure nuestra amistad.
 
Vamos a conversar, vamos a platicar, vamos a ayudarnos, sin hacernos daño, sin herir a los demás.
 
Vamos a ser sinceros y a querernos... Vamos a aprender pequeños detalles y visualizar las bondades, vamos a estudiarnos y analizarnos, vamos a escucharnos y complacer nuestras inspiraciones.
 
Vamos a respetarnos y motivarnos por medio de la comunidad, para seguir luchando por esas metas ya fijadas y objetivos ya propuestos.
 
Vamos a acercarnos, usar la capacidad de la razón que se nos había brindado y concedido como personas sabias que somos.
 
Vamos a demostrar nuestros sentimientos, vamos a amarnos si es preciso sin temor, vamos a soltarnos, ser libres y expresar nuestras ideas, ilusiones y fantasías.
 
Vamos a conservar todo lo que compartimos, vamos a caminar en este clima de la vida que ha sembrado nuevas impresiones y vivir nuestras emociones.
 
Todo tiene su final y según un día empieza con el sol radiante, termina y finaliza en la oscuridad, con la única luz de la luna, pero acompañada de las estrellas, sus eternas y fieles compañeras.
 
Hay que saber aprovechar los momentos y circunstancias cuando se nos de la oportunidad. Comportarnos como adultos maduros y seres humanos que somos, en
 consideración, cada cual en su lugar, nuestra posición en la sociedad y medio ambiente que nos rodea, en esta humanidad...
 
Que cuando llegue ese momento determinado de personalizar alguna relación iniciada, no tengamos que arrepentirnos de los pasos tomados y dados, y que  todo culmine en una linda realidad, de lo que es tener realmente una amistad.
 
Vamos a relajarnos y a despertar ese niño que hay dormido dentro de cada uno de nosotros... Como el Alfa y la Omega... esperando que lo que un día  comenzó, finalice; aunque toda regla tiene su excepción, la vida un día comenzó y el amor nunca murió...
 
No es un compromiso, ni una obligación, sino un impulso del corazón que hay que saber tratar y entender, dejarlo desarrollar y crecer, y de estas  experiencias podemos aventurar, siempre y cuando a nadie perjudique.
 
Vamos a conocernos.... Vamos a hacer nuestra historia. Nuestra historia en nuestro propio mundo... Una historia así vale la pena emprenderla.

Vivir en al realidad

Escrito por kori 10-12-2007 en General. Comentarios (2)

http://kori.blogspot.es/img/diss 

Hay quienes viven encadenados a un fracaso o a una herida que
nunca deja de supurar.  Son personas que se amargan hoy porque hace
veinte años su madre no los quiso, porque no pudieron estudiar lo
que querían, porque su pareja los traicionó, porque perdieron
injustamente su trabajo, o lo que sea.

No han perdonado ni se han perdonado ese viejo dolor, y están ahí,
dándole vueltas a su amargura, torturándose con sus errores y sus
rencores. Como dice Martín Descalzo, parecen estatuas de sal que no
logran vivir el presente de tanto mirar hacia atrás.

Hay otros que también viven centrados en el pasado, pero estos no
por amargura sino por añoranza, son esas personas que no les gusta
el presente pero tampoco tienen el valor necesario para mejorarlo y
por eso dedican sus pocas energías a lamentarse y a suspirar por
otros tiempos  supuestamente mejores.

El presente que tenemos es en buena medida resultado del pasado que
ellos hicieron.  El pasado es útil en la medida que ilumina el
presente y alimenta el futuro, en la medida en que deja de ser
pasado y se convierte en acicate para el presente y no en estéril
añoranza.

Los que viven encadenados al pasado suelen estar también intimidados
por el futuro.  Es un miedo que paraliza y consume a las personas,
como esas arañas que primero anestesian e inmovilizan a sus víctimas
para luego devorarlas poco a poco.

Otros viven condicionados por el futuro, porque aplazan todo lo que
les cuesta.  No se atreven a eludirlo directamente, y por eso
recurren casi inconscientemente a retrasar todo lo que se les pone
un poco cuesta arriba.  No se sienten con ánimos y enseguida lo
dejan para otro momento, que muchas veces jamás llega.

De manera semejante a como algunos consumen marihuana o cocaína para
eludir por un tiempo disfrazando la realidad de la vida, así se
fugan al pasado o al futuro aquellos que no tienen el valor de tomar
con fuerza las riendas del presente.

Es preciso  hacer hoy lo que tenemos que hacer hoy, y tomar
conciencia de que sólo el presente existe en la realidad y desde ahí
tratar de ser feliz y hacer felices a los demás, aceptando con paz y
amor cada situación que la vida nos presente.

El hachero

Escrito por kori 08-11-2007 en General. Comentarios (2)

http://kori.blogspot.es/img/hachero 

Había una vez un hachero que se presentó a trabajar en una maderera. El sueldo era bueno y las condiciones de trabajo mejores aún; así que el hachero se decidió a hacer buen papel.

El primer día se presentó al capataz, quien le dio un hacha y le designó una zona. El hombre entusiasmado salió al bosque a talar. En un solo día cortó 18 árboles.

-Te felicito, dijo el capataz, sigue así.

Animado por las palabras del capataz, el hachero se decidió a mejorar su propio desempeño al día siguiente; así esa noche se acostó bien temprano.

A la mañana se levantó antes que nadie y se fue al bosque. A pesar de todo el empeño , no consiguió cortar más que 15 árboles.

-Me debo haber cansado -pensó y decidió acostarse con la puesta del sol. Al amanecer se levantó y decidió batir su marca de 18 árboles.

Sin embargo ese día no llegó ni a la mitad. Al día siguiente fueron 7, luego 5 y el último día estuvo toda la tarde tratando de voltear su segundo árbol.

Inquieto por el pensamiento del capataz, el hachero se acercó a contarle lo que le estaba pasando y a jurarle y perjurarle que se esforzaba al límite de desfallecer. El capataz le preguntó:

-¿Cuándo afilaste tu hacha la última vez? - ¿Afilar? No tuve tiempo de afilar, estuve muy ocupado cortando árboles.

Cuántas veces estamos tan ocupados en lo que nos parece urgente, que le restamos tiempo a lo importante.... Te invito a pensar... ¿Cuál es el hacha de tu vida, que no estás afilando? ¿En qué estás ocupando tu tiempo, a qué le estás prestando atención? Tal vez estamos tan ocupados en querer llegar al destino, que nos olvidamos de mirar el paisaje...